Herramientas de gestión para autónomos: el truco perfecto

In octubre 2, 2018
45 Views

Atreverse y dar el paso para convertirse en autónomo no es algo sencillo. Requiere de mucha meditación, y un gran desembolso de dinero. De repente empiezan a aparecer muchos gastos que debes aprender a controlar y manejar. Convertirse en autónomo y llegar a fin de mes sin arruinarte es posible. Por eso, te dejamos una serie herramientas de gestión que te permitirán llegar más desahogado y poder disfrutar más de esta experiencia.

Trucos para conseguir ahorrar siendo autónomo

Con la ayuda indicada y las herramientas de gestión necesarias, verás que trabajar como autónomo es mucho más sencillo de lo que imaginabas. Conseguirás ahorrar no sólo dinero, sino también mucho tiempo y disfrutar más del tiempo libre. ¡Llegarás a final de mes mucho más tranquilo!

  • Olvídate de alquilar una oficina. Si eres autónomo, trabaja desde casa o desde un espacio de coworking. Si tienes que recibir a clientes y tener reuniones con estos, los espacios de coworking con una magnífica opción. Ahorrarás en facturas y tendrás un lugar donde atender a los clientes. Darás una buena imagen.
  • Infórmate de las bonificaciones de la Seguridad Social. Existen bonificaciones muy positivas a las que pueden acogerse los autónomos. Por ejemplo, la tarifa plana de 50 euros al mes. Esto te permitirá ahorrar hasta un 80%. Por eso, es recomendable que estés atento a todas las ayudas a las que puedas acogerte.
  • Aprovecha las tarifas para autónomos. Muchas compañías tienen tarifas especialmente para este sector: teléfono, luz… Piensa que con todo esto podrás ahorrarte un dinero.
  • Contratar los servicios de una secretaria virtual. Una telesecretaria puede ser la ayuda perfecta para ahorrar tiempo sin descuidar ninguna parte de tu negocio. Se encargará de tareas que veías imposible. ¡Todo solucionado!
  • Estar al día en las facturas. No te retrases en los pagos y abona a Hacienda lo que debas. De este modo, te ahorrarás mucho dinero en multas. Para ello, puedes contratar los servicios de un buen asesor que te tenga al día en cuestión de ayudas, que pague las facturas en tu nombre y se encargue de todo el papeleo. De este modo, tú también podrás centrarte en otras cuestiones más importantes.

Como ves, existe una serie de trucos que puedes utilizar para conseguir ahorrar tiempo y dinero.